jueves, 23 de mayo de 2013

VON STAUFFENBERG

Klaus Philip Maria Justinian Schenk Graf von Stauffenberg nació en Baviera en 1907 y murió ejecutado en Berlín en julio de 1944.Fue coronel del estado mayor alemán y procedía de una familia noble; su padre era conde. En su casa familiar siempre se respiró un aire de intelectualidad y gusto por la Literatura y la Filosofía. Klaus era atractivo, culto y educado y aunque su salud nunca fue demasiado buena, a los 18 años se unió al ejército. No fue contrario a la llegada de los nazis al poder, anque empezó a cambiar de parecer después de la Noche de los Cristales Rotos. Su propia cuñada Melitta era de ascendencia judía y estuvo en un campo de concentración. Se casa en 1933 con la baronesa Nina Freiin von Lerchenfeld y con ella tiene a sus tres hijos. En 1937 ya es capitán en la Wehrmacht y su regimiento participó en la invasión de los Sudestes en 1939. En 1940 es condecorado con la Cruz de Hierro de Primera Clase. Pero pese a todo poco a poco su oposición a Hitler iba tomando cuerpo. En 1941 participó en la URSS en la operación Barbarroja y vio de primera mano la crueldad con los judíos y lo que hacían los escuadrones de la muerte de la SS. Para él no fue una sorpresa el desastre de Stalingrado, puesto que como muchos oficiales compañeros suyos no confiaba en él como estratega. Hitler no era militar de carrera, solo una especie de iluminado. En 1943 ascendió a coronel y fue destinado al norte de África, como oficial de Rommel. En un ataque británico perdió el ojo izquierdo, la mano derecha y varios dedos de la izquierda. Cuando vuelve a Munich para recuperarse empieza a planear la Operación Valquiria, que no es mas que un atentado para acabar con la vida de Hitler. Se apoya en otros oficiales que opinan, como él, que la salvación de Alemania solo puede pasar con la exterminación de su mal; Hitler. Como coronel tenía acceso a las reuniones del Alto Mando presididas por el Fürher. Todo se preparó para el 20 de julio de 1944, y la idea era atentar contra la vida de Hitler en una reunión en el cuartel general de la Wolfchanze (la guarida del lobo). Von Stauffenberg llevaba un maletín con los explosivos, pero debido al adelanto de media hora de la reunión sobre lo previsto y a su torpeza al carecer de la mano derecha, no puede activar la segunda bomba. Cuando estalla la primera piensa que todo ha sido un éxito y que Hitler ha muerto pero en realidad solo ha resultado levemente herido. Esa misma noche Klaus es apresado y fusilado sin ningún tipo de juicio. Sus últimas palabras son "Es lese das heilige Deustchland", larga vida a Alemania

No hay comentarios:

Publicar un comentario